Categories
Noticias

Rodrigo Bonifaz (26), Ignacio Sotomayor (27) y Sebastián Alegre (27) se conocieron en el colegio, hoy son fundadores de SimpliCar….

Este ‘dolor de cabeza’ para miles de conductores fue, sin embargo, una oportunidad de negocio que vieron tres jóvenes peruanos, quienes hace seis meses lanzaron al mercado la primera fase de su startups llamada SimpliCar, una plataforma de gestión vehicular “pensada para que el usuario no vuelva al taller de carros”.

Para financiarse, recurrieron a una ronda frinds&family, alcanzando los US$ 50,000, aunque esperan duplicar la cifra con otra ronda de capital -con inversionistas extranjeros- proyectada para el segundo trimestre del 2023.

Rodrigo Bonifaz (26), Ignacio Sotomayor (27) y Sebastián Alegre (27) se conocieron en el colegio y nunca perdieron contacto aunque uno de ellos se fue al extranjero, y cada uno estudiara campos diferentes que luego se complementarían. Cuando Bonifaz terminó su trabajo en Rappi, los tres idearon la startup. “Nació de lo que vivíamos a diario y de lo que a mucha gente le sucede, que siempre tienes problemas con el carro, no siempre tienes un taller de confianza y tampoco tenemos el tiempo para llevar el vehículo al taller”, dice Sotomayor en diálogo con Gestión.

LEA TAMBIÉN: Tokens ya se usan para financiar negocios y startups en Perú

LEA TAMBIÉN: Startups en el Perú: Cinco pasos para captar el interés de un inversionista

¿Es una startup del sector automotriz rentable? Sotomayor reconoce que fue difícil completar su primera ronda de inversión por el contexto económico y político de Perú; sin embargo, afirma que en general, América Latina no cuenta con muchas plataformas que brinden soluciones a los conductores con sus problemas mecánicos. “Esa es una ventaja”, señala. Una inspiración para el equipo fue la startup de automotriz Alfred -una de las pocas que hay en Colombia-, que comenzó en 2018 y este año obtuvo US$2.5 millones en una ronda de inversión en el que participaron H20 Capital Partners, Amarena y Wayra Hispam, para expandirse a México.

“Con SimpliCar estamos llegando primero a Lima. Para ello, ya cerramos alianzas con cuatro talleres ubicados en La Molina, Barranco, Surquillo y Miraflores, zonas estratégicas; y hemos logrado realizar 500 servicios a más de 200 clientes en estos primeros meses cuando nuestra plataforma recién saldrá oficialmente al mercado en la primera semana de noviembre”, comenta. La meta al cierre de diciembre -añade- es alcanzar los 600 clientes y 10 talleres.

El modelo de negocio de la startups también se basa en los inicios de Rappi: el cobro de comisión es al taller mecánico y no al cliente. “Cobramos por llevarle al usuario”, señala.

“La plataforma permitirá al usuario elegir el servicio que desea, desde el lavado de auto a domicilio, planchado, servicio de pintura, compra de SOAT, entre otros. Dependiendo del servicio, la plataforma le informará del tiempo que demorará, la fecha y hora de recojo del vehículo así como el precio. El usuario deberá completar información sobre el lugar de recojo y entrega del auto, y pagará cuando seleccione el servicio”, explica Sebastián Alegre, SEO founder de SimpliCar. Con todo ello, la iniciativa espera recuperar la inversión en el primer año.

Luego, entraría a una fase de extender sus operaciones a ciudades como Arequipa y Trujillo; así como incluir servicios para motorizados y de carga pesada.

LEA TAMBIÉN: “Evaluaríamos subir tope de transacciones de Yape en 2023 pero no superaría S/ 1,000″

Fuente: Gestion.pe

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Categorías