Categories
Noticias

Proyecto San Gabriel se paralizó por ingreso de personas ajenas a comunidades aledañas. Buenaventura espera adelantar reactivación de producción de Uchucchacua a antes del segundo semestre del 2023. Recibe propuestas para comprar prospectos….

Roque Benavides, presidente de Buenaventura, recordó que las obras se paralizaron en junio por el ingreso de cerca de 40 personas ajenas a comunidades aledañas. Si bien aún no han podido reiniciar la construcción, avanzan hacia ello.

“Ya teníamos más o menos identificados a los contratistas que nos iban a apoyar y hemos tenido que paralizar, pero espero que la actitud constructiva de las comunidades nos permita iniciar en una semanas (octubre)”, comentó a Gestión, en Perumin 2022.

LEA TAMBIÉN: Mina de cobre Quellaveco representará 0.7% del PBI peruano en el 2023

Sin embargo, el ejecutivo reconoció que la situación ha retrasado la expectativa de inversión total de hasta US$ 190 millones este año. No obstante, afirmó que el horizonte de desarrollo y producción de la mina se mantiene.

La inversión inicial actualizada para San Gabriel asciende a entre US$ 420 millones y US$ 470 millones. Incluye una planta de procesamiento de 3,000 toneladas por día, para una producción anual de entre 120,000 y 150,000 onzas de oro.

Reactivación de Uchuccahua

Sobre la situación de la mina Uchucchacua (Lima), Benavides destacó que los recientes resultados de exploración son positivos y permitirían adelantar la reactivación de producción, detenida el 2021 por menores leyes de plata.

En su momento, se apuntaba a que la mina polimetálica vuelva a operar en el segundo semestre del 2023.

LEA TAMBIÉN: Minem: “El contexto internacional no permite desarrollar los proyectos mineros que quisiéramos”

“Creemos que se puede adelantar esa fecha. Estamos poniendo toda la presión para eso. Tener una operación paralizada no es, desde el punto de vista operativo, económico ni emocional, lo más adecuado”, sostuvo.

Avances en Yumpag

Más allá de San Gabriel, el proyecto polimetálico Yumpag (Pasco) sería el siguiente en iniciar construcción y operación (2024), dentro del portafolio de Buenaventura. Al respecto, el ejecutivo destacó la particularidad de su desarrollo, en conexión precisamente con Uchucchacua.

“En Yumpag seguimos explorando. Queremos desarrollarlo de forma subterránea, integrándolo con Uchucchacua. Tendremos un túnel de integración entre Cerro de Pasco y Lima”, explicó.

Exploración

En medio de menores inversiones en exploración en el sector minero, Buenaventura redobla su apuesta por esta actividad clave de la minería. “Es porque hemos estado avanzando en la ‘permisología’, que es una barbaridad”, anotó.

Roque Benavides aseguró que los permisos de exploración en el Perú toma 10 veces más de lo que demora en Chile o México. Sin embargo, la empresa mantiene sus esfuerzos, enfocándose en metales base y preciosos, pero también en cobre.

“Nos encantaría mantener más de 50% de nuestra producción e ingresos en base a oro y plata, pero tenemos que ser eficientes y se trata de rentabilidad”, dijo, tras mencionar que exploran en las ocho regiones donde ya operan, además de Apurímac y Arequipa.

¿De compras?

Consultado por la incorporación de más prospectos de exploración, Benavides reconoció que les siguen llegando propuestas de empresas junior y propietarios de concesiones interesados en vender.

“Estamos muy entusiastas de que la gente venga y aún nos busque. Hay de diferentes minerales, aunque hoy el cobre jala mucho”, dijo.

Sobre la posibilidad de seguir vendiendo activos luego de desprender de su participación en Yanacocha, aclaró que no tienen nada específico y que más bien se enfocan en la eficiencia de las operaciones y en su caso tributario en el Poder Judicial -la compañía tiene una controversia con la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat) por el reclamo de una supuesta deuda-.

Mejora perspectiva

Si bien Benavides consideró que el desorden político y la “permisología” han marcado la situación de la minería en el Perú, confió en que el clima de inversiones mejore en los años próximos, en el ámbito regional.

“Ya no hay en muchos casos el radicalismo que había. El caso de Cajamarca es clarísimo, el caso de Cusco o Puno me parece que hay mejores candidatos, y tengo la esperanza de que la sensatez prime en estas elecciones”, anotó.

Sin embargo, demandó una participación más activa de las autoridades para mantener el Estado de derecho y contribuir a la continuidad de las operaciones. Asimismo, insistió en mejorar la competitividad en materia de trámites.

Respecto al precio de los minerales, resaltó que la perspectiva para el cobre es particularmente alentadora, por su creciente demanda para la electro movilidad y proyectos de energías renovables.

Fuente: Gestion.pe

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Categorías